Cortinas de loneta para la habitación de los niños

La loneta es un material muy versátil que se puede utilizar para mil y una cosas en decoración. La loneta vale para tapizar un sofá, para hacer cojines o para lo que vamos a sugerir en esta ocasión, confeccionar las cortinas de la habitación de los niños.

Una de las características de la loneta es que es un tejido muy resistente. Por eso es ideal para aguantar el ritmo de vida de los pequeños de la casa, especialmente si son muy pequeños y un poco trastos. Hemos visto en más de una ocasión a niños que han usado las cortinas para limpiarse los dedos, para sonarse la nariz o incluso, y esta se lleva la palma y es totalmente real, para limpiar el rail de la ventana porque “había polvo”.

Con este trato es más que evidente que en la habitación de los pequeños se necesitan cortinas todoterreno y esa definición encaja muy bien con la loneta.

Las mejores siestas

La loneta es un tejido generalmente grueso y algo tupido que no deja pasar la luz del sol en su totalidad. No llega a ser opaco del todo, pero sí que preserva de la claridad. Por eso, cuando las cortinas están cerradas, los niños pueden echarse la siesta en su cuarto sin tener que bajar las persianas y así se acostumbran a que la siesta no tiene que ser en total oscuridad.

Esto ayuda a regular el ritmo del sueño y a que ese descanso de después de comer no sea excesivamente largo, pero también a que sean capaces de dormir en situaciones que no sean ideales, lo que les facilitará el descaso en casa de un familiar o en cualquier otra situación.

Donde encontrar la mejor loneta

Para confeccionar las cortinas de tus hijos puedes encontrar loneta de muy buena calidad y a los mejores precios en http://tejidosparedes.net/decoracion/loneta. Coser unas cortinas de loneta de ojales es un trabajo muy sencillo, apto para personas que no tienen una gran soltura ya que se trata de cortar la tela y realizar un dobladillo a máquina.

Los ojales se colocan con bastante facilidad gracias a las máquinas especialmente creadas para ello, que evitan que haya que hacer los agujeros perfectos, ya que colocan los aros metálicos de una manera rápida, sencilla y de modo que quede siempre bien. El único truco está en ponerlos a la altura exacta para que la cortina quede bien colocada.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *